CCOO exige una óptima ejecución del Plan de Desarrollo Rural para que el campo regional tenga futuro

    Comisiones Obreras de Castilla y León, a través de los dirigentes de la Federación de Industria (CCOO-Industria CyL), ha dejado bien claro durante esta mañana que el futuro del campo en Castilla y León pasa inexorablemente por una óptima ejecución del Plan de Desarrollo Rural (PDR) puesto en marcha por la Comisión Europea en agosto de 2015 (con un año de retraso) y que concluirá en 2020. ‘El devenir de nuestros pueblos tendrá mucho que ver con la manera en que se lleve a cabo este Plan y lo acertado de los recursos que se inviertan en él’. Más claro no ha podido ser Gonzalo Díez Piñeles, Secretario General de CCOO-Industria CyL, en el transcurso de la rueda de prensa celebrada esta mañana en nuestra sede de Valladolid para informar sobre este Plan y la jornada que se ha llevado a cabo durante toda la mañana en el salón de actos, sala ‘Julián Ariza’. Con él ha estado presente Juan Manuel Ramos García, secretario de Política Sindical de CCOO-Industria CyL.

    04/10/2017.
    CCOO exige una óptima ejecución del Plan de Desarrollo Rural para que el campo regional tenga futuro

    CCOO exige una óptima ejecución del Plan de Desarrollo Rural para que el campo regional tenga futuro

    Esta cita ha servido para presentar todo lo relativo a las Jornadas sobre Desarrollo Rural Alternativo-Plan de Acción Sindical para Contribuir a un Desarrollo Rural Equilibrado en Castilla y león. Además, también se ha hablado de las actuaciones habidas con relación a los temporeros y los trabajadores por cuenta ajena del campo, los grandes damnificados cada vez que aquí se da un año pésimo en lo tocante a la producción, como está ocurriendo en este ejercicio. Es por ello que n nuestros compañeros de CCOO de Industria han demandado medidas a la Unión Europea en sus diversos programas de ayudas para que estos profesionales sean tenidos en cuenta en estos momentos de ‘desastre productivo’ y sean visibles sus muchas necesidades.

    Díez Piñeles ha indicado que es preciso que Castilla y León aproveche bien los 1.822 millones de euros en recursos que movilizará este Plan, porque “de él depende que nuestros pueblos tengan vida a medio y largo plazo”. Él comentó que el PDR 2014-2020, ‘debe catalizar y dinamizar el mundo rural. Aunque lleva cierto retraso en su puesta en marcha, en la actualidad ya está ejecutado el 21%de sus fondos, muy por encima de la media nacional’.

    El principal dirigente de CCOO de Industria señaló que 970 millones de este programa proceden de los fondos Feder; 708 los aportará la Junta y 145 el Ministerio de Agricultura y Pesca, Alimentación y Medio Ambiente. Asimismo, precisó que las partidas más importantes, 805 millones, se dirigirán a inversiones agrarias; junto a 200 millones para agroambiente y clima, modernización e industrias agrarias, con 200 millones; y 125 millones para incorporación de jóvenes, de los que depende el futuro de los pueblos de la Comunidad.

    Gonzalo Díez Piñeles insistió en que este programa también debe servir para la creación de empleo en el mundo rural, ‘y así fijar población de verdad, no solo de cara a la galería, algo muy habitual entre nuestros políticos. Se habla mucho de este asunto, pero a la hora de la verdad la realidad pone de manifiesto que se hace muy poco para que evitar el éxodo rural’, sentenció.

    Además, este PDR ayudará a sentar las bases para la prosperidad y mejora de la competitividad de las industrias agroalimentarias de Castilla y León, ‘que ya cuentan con un alto potencial para reducir el desempleo en el medio rural y vertebrar una comunidad que cuenta con un peso tan importante del campo y su industria transformadora’.

    La Comisión de Flujos Migratorios, un acierto su puesta en marcha

    Por su parte, Juan Manuel Ramos mostró su satisfacción por la puesta en marcha de la Comisión de Flujos Migratorios que ayude a controlar el empleo sumergido en las diferentes campañas de recolección que hay a lo largo del año en este territorio. Ramos también recalcó que es preciso acabar con las irregularidades que se cometen en las contrataciones de personal para las labores agrarias de forma sumergida aprovechándose de los flujos migratorios. En este sentido, recordó que dicha Comisión está sirviendo para defender los derechos de esas personas y puso como ejemplo ‘las mafias de la Ribera del Duero que controlan a los trabajadores durante la vendimia y que hay que acabar con ello’. Para añadir que ‘si nosotros exigimos las mejores condiciones para cuando nuestros temporeros marchan a la vendimia en Francia, nosotros tenemos que hacer lo propio con aquellos que vienen aquí a desempeñar tareas semejantes’.

    Ramos García defendió la necesidad de que la UE adopte medidas en la PAC y en el PDR que den visibilidad a los trabajadores por cuenta ajena del sector agrario regional, como un elemento vital para lograr el desarrollo del medio rural.

    En esta misma línea, el secretario de Política Sindical de CCOO-Industria CyL apeló al Gobierno central para que eleve un 5,1% las partidas de los planes para las zonas deprimidas de la Comunidad, dirigidos a la contratación de las personas procedentes del sistema especial agrario. Se trata de unas partidas que llevan congelados desde el año 2011. Al respecto, también reclamó a la Junta que implemente estos programas, ya que abandonó sus aportaciones durante ese mismo ejercicio, a la par que el Gobierno de la nación.