CCOO de Castilla y León presenta el informe sobre salarios y coste laborales del tercer trimestre de 2017

    Comisiones Obreras de Castilla y León, por medio de su Gabinete Técnico, ha elaborado ya el informe trimestral sobre salarios y costes laborales correspondiente al tercer trimestre del presente ejercicio. Todas aquellas personas interesadas en conocer los pormenores de este documento pueden verlo en nuestra página web: http://www.castillayleon.ccoo.es/Documentos/Estudios/Publicaciones&14096

    27/12/2017.
    Los salarios deben incrementarse para mejorar la capacidad adquisitiva de los/as trabajadores/as.

    Los salarios deben incrementarse para mejorar la capacidad adquisitiva de los/as trabajadores/as.

    Este estudio, al igual que los anteriores, forma parte de la serie de análisis que, con carácter trimestral, lleva a cabo el Gabinete Técnico de CCOO de Castilla y León en relación a la situación y evolución reciente de los salarios y de los costes laborales en nuestra Comunidad. En este caso, el informe se deriva de los datos correspondientes al tercer trimestre de 2017 de la Encuesta Trimestral de Coste Laboral (ETCL), que acaba de publicar el Instituto Nacional de Estadística.

    En comparación con los datos del tercer trimestre de 2016 los salarios nominales han crecido un 0,4% en Castilla y León, un ritmo similar al 0,3% observado a nivel estatal. Sin embargo, este incremento se queda muy por debajo del experimentado por los precios (un 1,7%, en ambos casos). De esta forma, los salarios reales (el poder adquisitivo de los trabajadores y trabajadoras) vuelven a disminuir, cayendo un 1,3% tanto en nuestra Comunidad como a nivel estatal. Se trata del cuarto trimestre consecutivo en el que en Castilla y León disminuyen los salarios reales, que se suma al intenso deterioro que los salarios experimentaron durante la crisis.

    Con la nueva tendencia a la baja, los salarios reales vuelven a profundizar su deterioro. En concreto, tomando el dato del último trimestre, el poder adquisitivo de los salarios es, en nuestra Comunidad, un 10% inferior al de hace 8 años (a nivel estatal, la disminución ha sido del 7,5%). Si continúa la tendencia actual, marcada por un crecimiento de los salarios nominales inferior al de los precios, la pérdida de poder adquisitivo de los salarios sufrida en la última década no solo continuará sin corregirse, sino que se profundizará.

    Castilla y León es también parte del este modelo de crecimiento español, con una serie de agravantes. Por un lado, como se ha señalado, nuestra Comunidad cuenta con salarios un 10% inferiores a la media estatal, y ha experimentado un mayor deterioro de los salarios reales en los últimos años y muestra un preocupante menor dinamismo del empleo, cuyo ritmo de crecimiento está siendo apenas la mitad que el observado a nivel estatal. En nuestra Comunidad, únicamente se han creado unos 59.000 empleos en los últimos cuatro años (frente a los 158.000 destruidos en los cinco anteriores); si el ritmo de creación de empleo hubiera sido similar al estatal, se habrían creado cerca de 98.000 (casi 40.000 más).

    El incremento del empleo es esencial para Castilla y León, puesto que resulta la clave para paliar el gravísimo problema de la pérdida de población, su envejecimiento y el abandono que acumula nuestro territorio. Nuestra Comunidad continúa contando con alrededor de 100.000 puestos de trabajo menos que al inicio de la crisis, cifra que se relaciona muy estrechamente con los alrededor de 80.000 habitantes perdidos por nuestro territorio en este periodo. En esta situación, el conjunto de España pero, aún en mayor medida, nuestra Comunidad, necesita desarrollar un modelo económico que permita crear empleo y fijar población, de manera compatible con la recuperación del nivel de vida de los trabajadores y un reparto más equilibrado de la renta y la riqueza.

    Desde CCOO de Castilla y León seguiremos trabajando y aportando propuestas que contribuyan a avanzar hacia un modelo de sociedad más justo y equitativo, con mejores condiciones laborales y una mayor calidad de vida para los trabajadores y trabajadoras de nuestra Comunidad, a través de nuestro papel en la negociación colectiva y en el diálogo social, con los objetivos de potenciar la creación de empleo y la dinamización de la actividad económica en Castilla y León, recuperar la financiación de los servicios públicos del Estado del bienestar y recuperar el poder adquisitivo de los salarios.

    Por ello consideramos que aunque la subida del Salario Mínimo Profesional acordada entre el Gobierno y los agentes sociales supone un importante avance en la reducción de desigualdades y de cara a un justo reparto de la riqueza producida, es necesario que mediante la negociación colectiva de 2018 se aumenten los salarios por encima de la subida del coste de la vida para poder empezar a recuperar parte del poder adquisitivo perdido en estos años. En ese sentido el sindicato se manifestará en las mesas negociadoras exigiendo mayor calidad del empleo y subidas salariales netas.

    Esta web utiliza cookies propias y de terceros para optimizar su navegación. Si continúa navegando está dando su consentimiento para su aceptación y nuestra politica de cookies, haga click aqui para más información y ver cómo desactivarlas.