CCOO de Castilla y León | 4 marzo 2024.

2022-12-29

CCOO lamenta un diciembre negro por siniestralidad laboral en Castilla y León

    El sindicato tilda de “tragedia evitable” el fallecimiento del trabajador de 58 años de la fábrica “Hijos de Gaspar Rosa” en La Bañeza (León), que se suma a las dos víctimas en el trabajo registrada en este mes de diciembre

    29/12/2022.
    Imagen libre de derechos.

    Imagen libre de derechos.

    CCOO CyL muestra sus condolencias a la familia, amigos y compañeros del trabajador fallecido en accidente laboral en la fábrica de madera “Hijos de Gaspar Rosa” en La Bañeza (León). Los hechos se produjeron sobre las 08:21 horas cuando el fallecido de 58 años quedó atrapado en un torno para desenrollar madera.

    Con este accidente laboral mortal son ya tres personas fallecidas en lo que va de diciembre y 49 las que han perdido la vida durante su jornada laboral, en lo que va de año en Castilla y León. En concreto, en este mes, ha muerto el día 11 un ganadero cuando fue sepultado al caerle encima una paca de paja en Baltanás (Palencia) y el día 14 un agente medioambiental en Salamanca.

    CCOO CyL recuerda a la Consejería de Industria, Comercio y Empleo que no hay nada que celebrar –en relación a las declaraciones del consejero de de Industria, Comercio y Empleo, emitidas por la Junta sobre los datos de accidentes laborales en el mes de noviembre- porque la siniestralidad en la Comunidad, lejos de disminuir, aumenta. Esto es la punta del iceberg cuya base registra 24.311 accidentes de trabajo con baja (835 accidentes más que el año pasado).

    Los accidentes laborales mortales registrados hasta noviembre se han incrementado, respecto al mismo período del año pasado, en un 24,32%. Frente a las 46 víctimas mortales que se han registrado hasta este noviembre de 2022, en las mismas fechas de 2021 se produjeron 37.

    “Estas cifras son una auténtica tragedia”, en palabras del secretario de Acción Sindical, Salud Laboral y Medio Ambiente de Comisiones Obreras de Castilla y León, Fernando Fraile, pues se podrían haber evitado con un “mayor compromiso” por parte de los empresarios con la seguridad y la salud de las personas trabajadoras, así como con una adecuada y estricta vigilancia del cumplimiento de la normativa por parte de las diferentes administraciones y organismos con competencias en prevención de riesgos laborales.

    Además, Fraile exige el urgente cambio de rumbo de la conserjería sobre su actitud destructora de las medidas acordadas en el Vigente VI Acuerdo para la Prevención de Riesgos Laborales en Castilla y León, con el objetivo de sumar y contribuir a poner freno a una siniestralidad laboral desbocada.